Hoy nos trasladamos hasta la Comunidad Valenciana para daros a conocer uno de sus vinos y que recientemente ha visto la luz en el mercado. Se llama Maloco 2019 y es el primer bobal de las bodegas de Luis Corbí.

La variedad Bobal, elemento principal de Maloco | Wine & Grapes News

Empecemos por situarnos geográficamente hablando y trasladémonos hasta Valencia. Concretamente hasta Los Isidros en Requena. Allí nos encontramos con la Bodega de Luis Corbí. Algunos podéis conocerle por sus vinos blancos elaborados en Moixent en Clos Cor Vi.

Jugar con el apellido y transformarlo en “corazón – vino” no solo está presente en el nombre de una de sus bodegas ya que el vino que os presentamos hoy también es un juego de palabras. Maloco es el segundo apellido de Luis Corbí Coloma, pero, al revés. La etiqueta tampoco es fruto de la casualidad ya que representa su ubicación en el Parque Nacional del Cabriel, río de aguas limpias y meandros encañonados entre pinares, que es hoy Reserva de la Biosfera.

Trabajar con variedades como la riesling y la viognier en Valencia no ha sido un camino fácil y, tras los años, sus vinos blancos se han posicionado. Entre ellos su Versat elaborado con Verdil una uva autóctona de la zona que no siempre se a caracterizado por su expresividad y que rompe el estereotipo de la zona.

Un vino tinto hecho con mucho cariño

Pero hoy no vamos a hablar de sus blancos ya instaurados en el mercado sino de Maloco un tinto elaborado con la variedad reina de la zona que no es ni más ni menos que la uva bobal. La recuperación de una finca con cepas de esta variedad de más de cuarenta años fue el primer reto al que se tuvo que enfrentar Luis y su equipo.

Sin miedo alguno a estar fuera de la DO, Maloco se elabora con esta bobal con el mayor de los cuidados y cariño. Nace de unas características especiales en la tierra, debido a unas fuertes lluvias que retrasaron su vendimia y de estas cepas maravillosas y fuertes. Todo ello se nota. Tras cuatro meses en barrica de roble francés y dos meses en huevos de arcilla el vino ya está preparado para poder disfrutarlo.

En copa podemos observar un color de intensidad media que nos recuerda a la picota y nos dice que su tono vivo nos ofrece su juventud en pleno esplendor. En nariz la intensidad es alta y marcada de fruta roja madura, cereza confitada, mora negra y arándanos silvestres. Cuando giramos la copa aparecen matices más complejos y especiados con notas de cedro, pimienta molida, notas balsámicas y minerales. En boca tiene una acidez media con un tanino redondo y con fuerza. Intensidad media a fruta roja, fresa, frambuesa, clavo, con un largo final diferenciado por sus toques minerales y propios de la crianza en arcilla. Podemos maridarlo con los maravillosos arroces de la zona ya sean de mar o montaña, así como con carnes de caza y guisos de cuchara, que siempre se nos olvidan. ¡Brindamos por la variedad Bobal que nos trae a Maloco!

Publicado en WINEGRAPESNEWS.COM

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s